Una caldera es una máquina en la que se calienta agua, ya sea a través de un combustible o de una resistencia eléctrica. Hoy en día las marcas de calderas buscan un rendimiento mucho mayor, acompañado de una gran eficacia, y para ello, es necesario contar con todos los datos posibles.
Desde nuestra empresa instaladora de calderas de gas de Madrid queremos ofrecerte con todo detalle la información que necesitas para tomar una decisión tan importante como es la de elegir la caldera con mejor rendimiento en el mercado.
Debido a la tendencia de las empresas de gas a reducir el consumo de energía, últimamente se apuesta por las calderas de condensación. Son aquellas que producen agua caliente a baja temperatura, oscilando entre 40 y 60 ° C. Su rendimiento es mucho mayor que el de las calderas convencionales debido a que el vapor de agua que se ha generado durante la combustión se puede volver a utilizar, y de este modo, las emisiones de CO2 que se expulsan a la atmósfera quedan reducidas. Esto es lo que las diferencia de las calderas estancas y de Bajo Nox.
Una vez que sabemos la diferencia principal entre las calderas de condensación y las calderas tradicionales, vamos a explicarte cómo funciona una caldera de condensación:
Todo tipo de calderas utilizan hidrocarburos, gas licuado de petróleo, gas natural o gasóleo como combustible. A su vez, los hidrocarburos están formados por átomos de carbono e hidrógeno. Cuando estos dos componentes se combinan con oxígeno, se genera vapor de agua y dióxido de carbono.
En las calderas convencionales, atmosféricas o Bajo Nox, este vapor de agua se desperdiciaría, pero en las de condensación, este vapor se convierte en energía térmica, en la cual por cada kg de agua generada de la combustión en forma de vapor, se generan 2.260 kilojulios de energía.
Como mencionábamos, las calderas de condensación tienen una tecnología que puede llegar a condensar y reutilizar el calor expresado en vapor de agua.
El rendimiento de estas calderas puede llegar a ser de un 120%, ya que es capaz de incrementar el nivel calorífico, y aprovecharlo.
Podemos asegurar como te hemos ido explicando, que los beneficios de estas calderas son mucho mayores a largo plazo, ya que resultan más económicas debido a su ahorro de combustible.
Los precios de estas calderas pueden variar según la marca que se elija. Por ello, nosotros te aconsejaremos sobre cuál es la elección más acertada, así como toda la información que puedas necesitar.