Todogas también cuida de su caldera a través de nuestro servicio de mantenimiento anual.

Las calderas de gas precisan de un mantenimiento por técnicos cualificados para alargar la vida de las mismas y poder regular su funcionamiento, cuestión ésta que permite un ahorro en la factura de gas y evita sorpresas en el servicio continuo de agua caliente.

El precio del contrato de mantenimiento de calderas de gas en Madrid es de 68 € + IVA. Estas son las coberturas:

-Certificado para cumplir con la normativa RITE (RD 1027/2007). Esta revisión con el correspondiente certificado de mantenimiento es obligatoria y tras la modificación del RD 238/2013 debe hacerse cada 2 años.

-Revisión y limpieza de la caldera de gas.

-Mano de obra y desplazamiento gratuito del técnico en averías ilimitadas.

-Revisión de los radiadores de calefacción y el circuito hidráulico visto.

-Revisión de la cocina de gas y resolución de posibles fugas.

-Garantía de 6 meses en las reparaciones.

Los precios de los contratos de mantenimiento de las calderas de gas dentro de nuestro sector son muy variados dependiendo del tipo de empresas. Básicamente nos encontramos 3 grandes grupos:

1-Compañías comercializadoras de gas (Gas Natural Fenosa, Endesa, Iberdrola y Galp): estas compañías disponen de los contratos de mantenimiento más caros entre los 120-130 € al año.

Estas compañías subcontratan empresas mantenedoras autorizadas según las zonas de trabajo para realizar el servicio. Atienden toda la instalación térmica de la vivienda según marca el RITE y conviene tener en cuenta que al facturar el contrato de mantenimiento con la factura del gas los importes de referencia deben sumarse durante el año para saber el precio real anual.

2-Compañías fabricantes de calderas (Saunier Duval, Junkers, Vaillant, etc.): estas compañías disponen de servicios técnicos propios y afines para la realización del servicio. En su caso el mantenimiento sólo atiende a la caldera no ofreciendo la cobertura integral de la instalación térmica según la normativa RITE. El precio del contrato de mantenimiento de las calderas de gas de su marca ronda los 100-120 € y deben realizarse en un sólo pago previo a la realización del servicio de revisión y limpieza anual.

3-Compañías mantenedoras autorizadas: realizan su servicio de forma directa y personal con el cliente, sin intermediarios, por lo que pueden facilitar mejores precios y una atención singular de cada cliente evitando los molestos teléfonos 902. Para saber si una empresa mantenedora dispone de los servicios autorizados puede llamar al teléfono 012 o acceder al siguiente enlace de la Comunidad de Madrid a través de su web www.madrid.org

http://gestiona.madrid.org/remp_consulta_web/run/j/FormBuscarEmpresasAutorizadas.icm

Todogas se enmarca en este tercer grupo de compañías ofreciendo el mejor precio de contrato de mantenimiento de calderas de gas en Madrid:

b3

Puede descargarse el modelo de contrato de mantenimiento AQUÍ y consultar las condiciones y coberturas del mismo. Piense que en un solo pago anual viene a tener un:

ahorro de unos 40

La contratación de este servicio es muy sencilla puede hacerla vía telefónica facilitándonos sus datos y directamente le dan cita para que pase el técnico el cual una vez realizada la revisión le hace entrega de la factura y el certificado para que pueda proceder a su bono mediante 2 vías:

-Contado en metálico.

-Recibo domiciliado facilitando el número de cuenta.

Estas 2 fórmulas le facilitarán la tranquilidad de no abonar un servicio hasta que este se realiza. Desconfíe de empresas que se personan en su casa sin cita previa.

Finalmente, nos gustaría destacar que la formalización de este contrato de mantenimiento de calderas de gas no tiene ninguna cláusula de permanencia. Un mes antes de que le caduque el contrato anual le llaman nuestros operadores para ofrecerles la renovación del mismo, si opta por no renovar.

 

contrato-mantenimiento-madrid

reglamentacion-deberes-obligaciones-instalacion-gas

ventajas-revision-mantenimiento-calderas

-Tener nuestra instalación térmica según normativa y evitar posibles sanciones.
-Evitar averías o anticiparnos a posibles problemas de la caldera que generen interrupciones de servicio en el momento más inesperado.
-Disponer de una caldera bien regulada que no realice consumos innecesarios, se estima que podemos ahorrar un 15% de energía en una caldera correctamente revisada.
-Cumplir con los criterios de eficiencia energética a través de unas recomendaciones de uso que puede facilitarnos el técnico en el domicilio.
-Gracias a la limpieza de la caldera podemos ampliar el plazo de su reposición, lo que redundará en un disfrute mayor en años de uso.